\"pinterest\"

10 características del estilo nórdico



¿Qué es el estilo nórdico?

El estilo nórdico nace a inicios del siglo XX en países como Suecia, Dinamarca y Noruega, donde los días fríos del invierno y su característico paisaje han sido trasladados a la decoración interior del hogar: el mobiliario, la ornamentación, los textiles y la paleta de colores, reflejan el encanto de estas tierras donde reinan las montañas, los bosques y la nieve.

 

Hoy en día se ha convertido en uno de los estilismos decorativos más inspiradores y deseados por una gran cantidad de amantes del interiorismo. El motivo de este boom es su capacidad de sobrevivir a las modas y ritmos de vida, adaptándose a la modernidad, además de aportar un encanto personal y sutil a los espacios de la casa ya que ¡combina naturalidad, comodidad y minimalismo!

Aunque inicialmente esta impronta decorativa era sumamente purista, con el paso de los años, los arquitectos y expertos en decoración más osados han decidido vincularla a otros estilos contrastantes como el industrial o el vintage. Esto ha generado algunas discusiones atrevidas: para muchas personas resulta interesante y atractivo, mientras que otras lo consideran una antítesis total.

 

Lo positivo de estas fusiones es que pueden inspirarte y abrir las puertas de tu imaginación para que optes por la combinación de estilos decorativos que más prefieras para tus ambientes. ¡No olvides nunca el equilibrio!

 

Si optas por instalar un pavimento de mosaicos hidráulicos con estilo nórdico que abarque gran parte del ambiente, lo recomendable es que te decantes por colores neutros en paredes y una decoración sencilla para minimizar los contrastes. ¡Puedes atreverte siempre a fusionar pero en su justa medida!

Características que hacen del estilo nórdico el más elegido por los amantes de la decoración

¡El estilo nórdico nunca deja de ser aburrido! Su impronta tiene aires de atemporalidad lo cual transformará a tu casa en un encanto acogedor y natural. ¿Quieres lograrlo? Toma nota de las 10 características principales.

 

MECLA Y GENERA CALIDEZ

Como hemos vaticinado anteriormente, la impronta nórdica puede combinarse (en justa medida) con otros estilos decorativos. ¡El más acertado es el minimalista! Además de ello, la fusión de diversos materiales como la madera, los tejidos de fibras naturales, el cuero, los mosaicos hidráulicos artesanales, son ideales y aptos para lograr el aire escandinavo en tus ambientes.

 

FUSIONA LO CARO CON LO BARATO

El nórdico tiene destellos de naturalidad y artesanía. Lo cual te permite dejar volar tu imaginación y poner manos a la obra en aquel DIY que tanto anhelas realizar. Puedes fusionar objetos, muebles, textiles low cost, creados por ti misma o reciclados de mercadillos artesanales con ornamentaciones de diseño más costosas, creando espacios equilibrados.

¡ATREVETE!

El estilo escandinavo ha sufrido cambios a lo largo de su nacimiento y es necesario que puedas adaptarte a las tendencias y a los must que resurgen cada año. ¡Que no te asusten los cambios ni las mezclas porque esta impronta hoy lo permite y promueve! Un ejemplo de ello es la incorporación del color dorado quien brinda un plus de personalidad en los ambientes a través de objetos decorativos.

 

EL BLANCO SIGUE SIENDO EL REY

Hay tonalidades que no fallan en estilos específicos. Aquí el blanco no debe faltar ya que está relacionado al frío y la nieve que reinan en los países bajos. Combinado con tonalidades tierra, ocres y verdes convertirán a tu hogar en una vivienda 100% nórdica. 

 

MÁS TEXTILES ¡ES MEJOR!

Para combatir el clima álgido, los países escandinavos visten cada rincón del hogar con telas artesanales, lanas, linos y algodones de alta calidad que hacen de un sillón o una cama el sitio adecuado para descansar y abrigarse. No olvides incluir una gran cantidad de cojines que se apoderen de tu sofá para disfrutar de un buen descanso por las tardes.

 

SIGUE LAS REGLAS

Una de las reglas más fuertes en el estilo nórdico es la funcionalidad del espacio. El mobiliario y la estructura de las viviendas tienen una funcionalidad específica, cumplen un rol importante y no ocupan espacio solo para ser contemplados por su belleza. Por eso, a la hora de seleccionar muebles, opta por la menor cantidad, mejor presta atención a la calidad de su función. Recuerda que la impronta escandinava también promueve el “Menos es Más” en relación al mobiliario. 

LUMINOSIDAD A PLENO

La luminosidad de cada habitación es fundamental y en este caso nos referimos a la luz natural. Por ello los colores claros y neutros deben ser los elegidos para la paleta de colores de tu vivienda. De esta manera lograrás ambientes luminosos y espaciosos. 

 

INCLUYE DISEÑOS GEOMÉTRICOS

¿Te gusta el art decó? ¿Eres amante de las rayas, rombos y figuras geométricas? ¡Estas de suerte! Son el must de la temporada que se viene, nunca pasan de moda y constituyen el acompañamiento ideal del estilo escandinavo. ¡Mira estos mosaicos hidráulicos para dar vida a algunas zonas del hogar!

 

DETALLES QUE TRANSFORMAN

Los pequeños detalles pueden cambiar completamente el aire de una estancia. Sorprende e incorpora accesorios, objetos decorativos o complementos que sean ¡la guinda del pastel! 

 

SUMA FLORES Y PLANTAS

Las plantas no solo crean una atmósfera natural y cálida, además generan calma en el ambiente volviéndolo más acogedor y saludable. Elige las naturales, renuevalas y notarás los cambios en tu estilo de vida.


¿Necesitas asesoramiento en pavimentos hidráulicos de estilo nórdico? ¿Quieres potenciar estas características incorporando mosaicos hidraulicos artesanales? ¡Escríbenos! En Mosaics Torra tenemos el must ideal para lograr esta impronta en tus ambientes.

¿Necesitas que te ayudemos?

Completa el formulario con tus datos y nuestro equipo se pondrá en contacto contigo lo más rápido posible.